TP Colectivo final, reflexión

Este año adquirí muchísima experiencia y aprendí  entre muchas otras cosas  que hay otros caminos de llegar a un objetivo. Me paso mucho con la cátedra de no entender muy bien el proceso o abordaje de los trabajos, sentía que siempre me faltaba un pelito para terminar de comprender del todo las consignas, pero por otro lado también entendí que eso fue así con un propósito, creo que laburar con cierto nivel de incertidumbre es lo que exprime la creatividad de uno y es cuando realmente trabaja la cabeza, para después trabajar con el cuerpo y objetualizar las ideas.Ante esa incertidumbre tendía a sentirme frustrado quizás, el hecho de no saber ni por donde empezar a pensar propuestas me ponía mal me sentía limitado, todo lo que transcurrí, todos los momentos intensos, los pensaba desde una postura de aprendizaje para que no sea tan engorroso  y de que si no me gusta o me cuesta solo hace falta machacar un poquito mas y seguir insistiendo y dándole que en algún momento va a salir, y efectivamente tuvo que llegar fin de año para poder confirmar todo eso.

El día de la instalación fue tal la plenitud, la sensación de que todo el esfuerzo y todos los momentos intensos valieron la pena, sentir que hicimos algo que realmente esta satisfaciendo una necesidad, que ese granito de arena (que fue mas un arenero en este caso) le esta haciendo la vida mas feliz a alguien y esa es la sensación con la que quiero vivir toda mi vida y me parece que el diseño es una herramienta clave para poder llegar a eso, es el intermediario, este año termine de re-confirmar que amo el diseño y que es un gran camino para aportar y ayudar a una o varias personas, a una sociedad o al mundo mismo.

Puedo decir con seguridad que tengo una mirada mas amplia del mundo después de este año de aprendizaje, escuchar sigue siendo una de las cosas mas importantes para mi y lo confirmo otra vez con el diseño y con las clases y mis compañeros que son un grupo increíble. Poder escuchar las ideas de alguien, compartir las de uno, ese intercambio de ideas que siempre termina en algo mejor y que te nutre el cerebro, se genera un espacio de autenticidad increíble, todas las criticas son bienvenidas, todos los halagos también todo siempre que sea con honestidad y sea desde el corazón.

Fue un verdadero placer haber cursado con ustedes los voy a extrañar y espero que sigan haciendo feliz a mucha gente, sigo su ejemplo, me encantaría ser docente (voy por eso) para poder seguir aportando y transmitiendo todo lo que pueda. Para seguir dando lo mejor de mi y seguir sobre todo aprendiendo de mis compañeros y en un futuro de mis alumnos también. Es infinito el aprendizaje, es infinito el diseño. Gracias.

Los amo a todos.

Guido.

 

Advertisements